no imprime mi impresora

Impresora sin conexión y otros problemas de impresión que puedes resolver

Tener la impresora sin conexión es uno de los errores más frecuentes que pueden surgirte. Aunque la tecnología informática ha avanzado muchísimo, la impresión en papel sigue siendo imprescindible. De hecho, cualquier problema técnico en tu impresora puede convertirse en un verdadero desastre.

Por eso hemos preparado para ti una guía básica de actuación que mejorará tu capacidad de afrontar los fallos de impresión más habituales. ¡Recurre a ella siempre que lo necesites!

Cómo resolver problemas en una impresora

Evidentemente, hay fallos y averías que no vas a poder resolver solo. Necesitarás acudir a una empresa especializada para repararlos. Sin embargo, en muchos casos te enfrentarás a errores básicos que puedes atajar tú mismo. Te contamos cómo solucionar estos problemas de impresión.

Punto de partida: los mensajes de error

Ante los problemas de impresora, acertar con el diagnóstico es lo primero. Tu equipo cuenta con indicadores luminosos que parpadean o se encienden para señalizar alertas determinadas. Por ejemplo, que el cartucho de tinta está vacío.

En cuanto tu máquina lance una de estas señales, acude al manual de tu impresora para saber qué sucede. Si ya no lo conservas, ve a la página web del fabricante para localizar el error. En la sección de problemas y errores encontrarás la información necesaria.

Impresora sin conexión

Es un problema obvio que solemos pasar por alto. Es lo primero que debes hacer: verificar el correcto estado de todas las conexiones.

Así, comprueba que el cable USB esté bien encajado en ambos extremos. Además, asegúrate de que el cable de alimentación también está enchufado: si este es el fallo, no verás indicadores lumínicos en el panel.

Cuando el error se produce al intentar imprimir por Wi-Fi, prueba la impresión directa por USB. Si en esta ocasión funciona, ya habrás identificado que el problema está en la conexión Wi-Fi. A continuación, comprueba si funciona y que tu impresora aparece en su lista de redes. Quizás debas aproximar el dispositivo a tu rúter para mejorar la cobertura.

Error de destino

Este fallo puede producirse cuando tienes conectadas a tu ordenador varias impresoras. ¡Comprueba que estás mandando la orden a la impresora adecuada!

Si no estás seguro al respecto, vuelve a dar la orden de impresión. Pero, en esta ocasión, asegúrate de que en el menú desplegable de impresoras disponibles está seleccionada la correcta. En caso contrario, márcala tú y el problema se solucionará.

Problema con el papel

¿Falla la impresora? Comprueba que hay papel en la bandeja de entrada y que está bien colocado. Si no es así, los sensores de tu máquina no reconocerán su presencia. Saca los folios, por si acaso, realinéalos y vuelve a encajarlos con cuidado.

Más peliagudo es otro supuesto: el de papel atascado. Cuando sucede, se iluminará un aviso de la máquina y tendrás que extraer la hoja o el fragmento rebelde. Deberás abrir la compuerta o el panel de acceso correcto para extraerlo. En el manual encontrarás las indicaciones al respecto.

En el peor de los casos, el atasco se habrá producido en una zona oculta. Puede ser causado por pequeños trozos de papel u otros residuos que permanecen en los rodillos. Es posible desmontar algunas piezas para solucionarlo, pero resulta más prudente acudir a profesionales para resolver esta avería.

Falso aviso de falta de tinta

A veces, tu impresora advierte de que falta tinta, pero sabes que no es cierto. Cuando esto sucede, el problema habitual suele ser uno de estos dos:

  1. El cabezal de impresión se encuentra sucio u obstruido. En el manual del equipo encontrarás los pasos que seguir bien detallados.
  2. Tu impresora no reconoce los nuevos cartuchos de forma automática. Investiga en el manual para comprobar si existe algún tipo de ajuste para reiniciar los niveles de tinta.

Añadir impresora

Para imprimir a través de Wi-Fi, suele ser preciso añadir la impresora a la lista de las disponibles en Windows. Para ello, a modo de ejemplo, en la versión 10 has de realizar estos pasos:

  1. Clica en Inicio.
  2. Después, clica en Panel de control.
  3. Haz un tercer clic, esta vez en Dispositivos e impresoras.
  4. Utiliza el botón derecho de tu ratón para seleccionar la impresora adecuada.
  5. Finalmente, haz clic en Establecer como impresora predeterminada.

Cuando trabajas en Mac, debes:

  1. Ir a Preferencias.
  2. Seleccionar Impresoras y escáneres.
  3. Clicar en el signo +.
  4. Tu equipo buscará las impresoras disponibles.

Instalación de drivers software

Este desajuste de funcionamiento puede darte algún que otro quebradero de cabeza. Los drivers y el software son imprescindibles para el funcionamiento adecuado.

En general, al instalar y configurar la impresora el ordenador localiza los necesarios y los activa. Sin embargo, a veces es preciso acudir a la web del fabricante, localizar tu modelo en el área de asistencia y descargarlo manualmente, ya sea el driver o el paquete de software.

Bloqueos en la cola de impresión

De entrada, ten presente que la cola de impresión es la lista de elementos que se encuentran pendientes de impresión.

Es un fallo frecuente que se quede bloqueda con documentos anteriores que, por algún motivo, no se pudieron imprimir. La cola pendiente evita la impresión de los últimos documentos.

Estas son las causas habituales de la hibernación al imprimir:

  1. Falta de tinta.
  2. Falta de papel.
  3. Problema con alguna imagen o archivo erróneos.
  4. Intento fallido de cancelación de una tarea de impresión.

Este último supuesto ocurre cuando optamos por cancelar una impresión porque nos hemos equivocado con los parámetros o requisitos (por ejemplo, si has olvidado marcar el dato doble página). También porque hemos mandado imprimir el documento completo en lugar de un intervalo, o hemos olvidado hacerlo en modo borrador. Normalmente, la orden de cancelar se cumple. Pero otras veces no y genera el fallo mencionado.

Si sospechas o sabes que este es el origen del error, debes comprobar cómo se encuentra la cola de impresión. Esta es la secuencia en Windows 10:

  1. Escribe «impresoras y escáneres» en el menú de Inicio, concretamente en el cuadro de búsqueda de la barra de tareas.
  2. Elige Impresoras y escáneres.
  3. Marca tu impresora en la lista que aparece.
  4. Escoge Abrir cola. Inmediatamente, verás qué se está imprimiendo y qué orden de los documentos está asignado.

El paso siguiente para cancelar tareas es inmediato. Una vez que estás viendo cuál es la cola de impresión actual, selecciona Anular, clica en el botón derecho de tu ratón y marca la opción Cancelar. De este modo podrás solucionar los embotellamientos menos graves.

En muchas impresoras, además, existe un botón de cancelación en el frontal que también puedes utilizar.

Un riesgo habitual al cancelar una impresión a la mitad es que uno de los folios se quede detenido en pleno proceso. Para sacarlo, evita la fuerza bruta: si tiras de él a la brava, seguramente se romperá y resultará mucho más difícil extraerlo. Debes hacer esto:

  • Comprueba si tu impresora incluye un botón con el dibujo de una hoja de papel y una impresora. Suele estar cerca del indicador de encendido. Púlsalo y el papel se extraerá fácilmente.
  • Apaga la impresora y enciéndela de nuevo. Al iniciarse el equipo y detectar una hoja a medio imprimir, lo normal es que la expulse. En otras ocasiones, se enciende el botón que acabamos de explicar.
  • En último extremo, consulta el manual del equipo para leer cómo abrir el panel trasero y acceder al papel más cómodamente.

Hemos reservado para el final el que podríamos llamar el recurso del pánico. Úsalo cuando, después de probarlo todo, no consigues cancelar o eliminar de la cola de impresión los documentos molestos:

  1. Accede al Inicio del sistema operativo de Windows.
  2. Clica en Ejecutar y escribe «cmd».
  3. Al llegar a la Consola de Comandos, escribe «net stop spooler».
  4. Dirígete a la carpeta C:\WINDOWS\system32\spool\PRINTERS.
  5. Elimina todo lo que encuentres ahí.
  6. Vuelve a escribir «net stop spooler» para regresar a la Consola de Comandos.

De este modo, habrás detenido el servicio de cola de impresión, borrado todos sus archivos y reanudado el servicio para imprimir.

¿Qué es un test de diagnóstico?

Un excelente recurso para saber cómo solucionar problemas de impresión en tu equipo es hacer estos tests.

A través de ellos se obtienen páginas de prueba o autocomprobación, muy valiosas para el diagnóstico de errores.

En el manual de funcionamiento estará indicado cómo hacer estas verificaciones, que también puedes lanzar desde Windows.

Así, por ejemplo, si al hacerlo solo obtienes la propia página de prueba de la impresora, ya sabrás dónde radica el problema: en la impresora en sí, no en sus drivers o software. A menudo, estas hojas incluyen un código de error y otros datos válidos para determinar el fallo.

En Windows 10, los pasos que seguir para obtener estos tests de diagnóstico son sencillos:

  1. Ve al cuadro de búsqueda, en la barra de tareas, y escribe «dispositivos e impresoras» (Panel de Control).
  2. Coloca el cursor sobre la impresora que deseas y clica con el botón derecho del ratón.
  3. Haz clic en Propiedades de la impresora.
  4. Finalmente, en la pestaña General manda Imprimir página de prueba.

Un último consejo

Si persisten los problemas o no estás seguro de poder solucionarlos, cuenta con nosotros. Nuestras tiendas también disponen de un eficaz servicio técnico que te ayuda a configurar o reparar impresoras.

Contáctanos y te proporcionaremos la solución idónea mucho antes de lo que imaginas. Tanto si el error es una impresora sin conexión como otro más complejo, cuenta con nosotros.

¿Impresora láser o de tinta? Compra la que más te interesa

Comprar una impresora láser o de tinta te va a ayudar a sacar copias al momento y a ahorrar tiempo y dinero. Da igual si eres el propietario de un pequeño negocio o si la vas a utilizar para uso doméstico, tener este dispositivo a tu alcance te hará la vida más fácil. Pero ¿cuál es el más adecuado para ti? Te lo mostramos a continuación. ¡Toma nota!

¿Cómo funciona la tecnología láser y la de inyección de tinta?

La mayoría de impresoras para uso regular se diferencian entre inyección de tinta (también las verás con el nombre de inkjet) y láser. Tienen unas prestaciones muy distintas en cuanto al coste, la velocidad a la que trabajan y los resultados, y eso se debe a la tecnología que utilizan para estampar la tinta en el papel.

  • Cuando tu ordenador trasmite los datos a una impresora láser, esta los dirige a un cilindro de metal llamado tambor a través de un rayo láser. Gracias a la electricidad estática, esta parte de tu dispositivo atrae la tinta en polvo que se encuentra en el tónery lo hace rodar sobre el papel. Aprovechando las cargas electromagnéticas positivas y negativas que se generan cuando la luz del láser rebota sobre un espejo, la tinta sabe dónde adherirse. Para conseguir que quede fijada, antes de salir por la bandeja, el papel atraviesa unos rodillos calientes que presionan las partículas de forma permanente.
  • En el caso de la inyección de tinta, se trata de un material líquido que se encuentra en los cartuchos. Cuando el dispositivo obtiene la información de tu ordenador, este acciona un cabezal que se mueve horizontalmente, imprimiendo a su paso tanto píxeles horizontales como verticales.

¿Qué es más económico?

Algo que siempre recomendamos en nuestra tienda de tinta de impresora es tener en cuenta el uso que vas a hacer de tu aparato. Ambos tipos de dispositivos tienen sus ventajas e inconvenientes. Acertar con tu decisión va a depender de cómo se adapten sus características a la realidad de tu día a día.

Por norma general, el coste del aparato de una impresora de inyección de tinta es más económico que el de una láser. No obstante, si piensas hacer un uso intensivo, esta diferencia de coste irá acortándose. ¿Por qué? Los cartuchos de los dispositivos inkjet salen más caros a la larga. Es cierto que el precio es similar, pero cuando compruebas las páginas que imprime cada uno la diferencia es evidente.

Mientras que un tóner cuesta menos de 50 euros y saca hasta 1600 páginas, un cartucho XL cuesta unos 20 pero solo imprime hasta 400 páginas. Esto hace que cada impresión con láser sea un 40 % más barata que con una impresora de tinta.

Otro aspecto que tienes que tener en cuenta para estimar el coste es que, al tratarse de un componente líquido, la tinta de las impresoras de inyección se reseca y caduca. Por eso, no es la mejor elección para quienes piensan hacer un uso eventual de sus dispositivos.

¿Cómo hacer que tu impresora láser o de inyección sea más barata?

Como has visto, a medio y largo plazo lo que va a determinar el coste de tu impresora es el precio de los consumibles. Afortunadamente, tienes opciones para reducir su coste. Algunas de las alternativas a tu alcance son:

  • Utilizar tintas y tóner compatibles. En lugar de comprar las del fabricante, usa una marca blanca y disfruta de descuentos muy interesantes. Tus trabajos no notarán la diferencia, pero tu bolsillo sí.
  • Apuesta por cartuchos recargables. Uno de los costes más elevados de cualquier fabricante es el embalaje, por eso la recarga de cartuchos de impresora supone un ahorro importante. Para hacerlo confía en expertos y disfruta un 20 % más de producto a un coste un 60 % por debajo de los de marca.
  • Utiliza la impresión en modo borrador en los documentos que no sean relevantes. Así conseguirás disminuir tu consumo en el día a día.

¿Qué prestaciones ofrece cada una?

Sabemos que el coste es muy importante a la hora de tomar una decisión de compra. Pero también necesitas que la impresora realice unas funciones que te sirvan para tu día a día. Por eso, tener en cuenta sus características debe formar parte del proceso de elección.

Velocidad

Aunque la velocidad exacta va a depender del modelo de impresora que compres, la creencia general es que las impresoras láser son más veloces que las de inyección. Pero no tiene por qué ser así. Mientras que en el primer caso son siempre muy rápidas, en el segundo dependerá bastante de la tecnología que incorporen. Por eso, si sacas documentos de muchas hojas, la opción láser va a ser una apuesta más segura.

Calidad en la impresión

Ten en cuenta si lo que quieras sacar es un documento en blanco y negro, a color, si es texto o solo imágenes. Como te hemos contado en la introducción, las impresoras láser utilizan un polvo para funcionar. Esto hace que ofrezcan los mejores resultados cuando sacas colores sólidos y en bloque. Sin embargo, cuando quieres obtener imágenes en papel, estas tienden a verse con grano y textura.

Tamaño

Aunque las impresoras láser cada vez son más pequeñas, a día de hoy sigue existiendo una diferencia importante de tamaño con las de inyección. Si el espacio es una de tus prioridades, los aparatos de tinta te ayudarán a ahorrarlo. Además, si buscas un dispositivo que sea versátil y tenga otras funciones como escáner o fax, una impresora con tóner ocupará un volumen importante.

Tintas y tóner compatibles

Aunque hace unos años solo encontrabas con facilidad cartuchos compatibles, en la actualidad puedes encontrar en el mercado consumibles genéricos sin problema. Da igual si te decantas por una impresora láser o una de inyección, tendrás opciones igualmente. Sin embargo, si prefieres utilizar los cartuchos recargables, solo encontrarás opciones para tinta.

Caducidad de la tinta

Lo hemos mencionado por encima al comienzo, pero creemos que este dato es importante. Si piensas hacer un uso eventual de tu impresora, debes tener en cuenta que la tinta líquida lleva agua. Como consecuencia, el paso del tiempo y otros factores como las temperaturas extremas pueden hacer que se evapore. Por tanto, obtendrás un rendimiento aún menor en los trabajos, pues las tintas pueden secarse o incluso obstruir el cabezal inyector. Por otra parte, los tóner llevan un polvo. Por lo que funcionarán a la perfección siempre, aunque no los utilices todos los días.

Cargas de trabajo

Para entender mejor el rendimiento que te va a ofrecer cada una, es importante que pienses en cómo funcionan. Mientras que la láser hace pasar el papel por un sistema de cilindros y rodillos, las de inyección utilizan un sistema mecánico para mover el inyector. Como las primeras tienen una mecánica más sencilla, también son más eficientes. Aunque compares dos modelos con velocidades similares, cuanto mayor sea la carga de trabajo, más se notará la diferencia.

¿Qué impresora debes comprar?

Ahora que ya conoces las diferencias más importantes, es el momento de decidir qué tipo de tecnología se ajusta más a lo que buscas. Como hemos dicho en la introducción, no existe una opción mejor que la otra. Todo depende de para qué la quieras y de lo que ya tengas.

Tu impresora ideal es una de inyección si:

  • Haces un uso regular pero moderado. Esto hará que te compense pagar menos por el aparato. Aunque el coste por página sea mayor, tardarás mucho más tiempo en amortizar la diferencia del precio inicial si no le das un uso intensivo. Además, la mecánica de la impresora se mantendrá en mejor estado y a pleno rendimiento al no tener que hacer frente a grandes volúmenes de trabajo.
  • Necesitas imprimir imágenes de alta resolución. En este sentido, la inyección de tinta no tiene competencia. De hecho, puedes encontrar modelos que te ofrecen unos resultados con calidad fotográfica por poco dinero.
  • Quieres ahorrar utilizando cartuchos recargables. Aunque existe tinta universal para tóner y cartuchos, solo los segundos se pueden recargar. Si tu objetivo es ahorrar en consumibles, no puedes ignorar esta opción.
  • Tienes una oficina en casa o un despacho pequeño y necesitas ahorrar espacio. Además de ser más compactas, las inkjet suelen ser multifunción e incluir escáner, fax, etc. Estos modelos concentran muchos dispositivos en uno solo.

Tu impresora ideal es láser si:

  • Trabajas sacando grandes cantidades de documentos. Gracias a su mecánica simple, le puedes dar un uso continuado sin que esto suponga ningún problema. Además, el coste por página es menor. ¿Quieres pagar aún menos? Utiliza tóner compatibles.
  • Utilizas el aparato muy de vez en cuando. Gracias a su tinta en polvo, no se secará y siempre estará en perfecto estado.

Según tu carga de trabajo habitual, especialmente si te vas a centrar en el uso profesional, puedes combinar los modelos y así beneficiarte de todas sus ventajas. Obtendrás imágenes de calidad profesional cuando sea necesario y podrás gestionar grandes volúmenes de copias.

Ahora que ya sabes las diferencias, ¿qué vas a comprar: una impresora láser o de tinta? Elijas lo que elijas, recuerda que en la Fábrica del Cartucho tenemos los consumibles que necesitas. ¡No dudes en consultarnos!

Guía rápida: ¿Cómo imprimir desde el móvil a la impresora?

Imprimir las fotos del móvil es una necesidad que pone de manifiesto la importancia que han adquirido nuestros teléfonos en la actualidad. El desarrollo de la tecnología ha hecho factible que en un solo aparato podamos llevar una cámara de fotos, un dispositivo para enviar y recibir llamadas, mensajes o correos, así como un ordenador para acceder a todo tipo de información. Cada vez son más los usos que le podemos dar, y en consecuencia, también crecen los servicios complementarios que necesitamos.

Gracias a la tecnología inalámbrica tenemos acceso a todos nuestros datos y podemos trabajar con ellos desde cualquier lugar. Y eso ha terminado por hacer que el poder imprimir desde el teléfono sea una demanda tan natural como el aumento de la velocidad de descarga o la resolución de la cámara en el dispositivo. Afortunadamente, la mayoría de fabricantes se han hecho eco de esta necesidad, y nos brindan esta opción en sus modelos más actuales.

Aplicaciones que permiten conectar móvil e impresora

Hace unos años era imprescindible enviar los documentos que recibíamos por WhatsApp o las imágenes que tomábamos desde el teléfono a un ordenador. Sin embargo, hoy en día la conexión entre el móvil e impresora no solo es factible, sino que la podemos llevar a cabo a través de distintos recursos según el sistema operativo del terminal.

Cloud Print, el sistema de impresión en la nube de Google

Se trata de una herramienta transversal que va a funcionar para todos los dispositivos y en la mayoría de impresoras con conexión inalámbrica. Si estas no tienen una tecnología compatible o no vienen preparadas para conectarse a la nube, solo es necesario hacer unos pequeños ajustes.

En la barra de navegación de Chrome tenemos que escribir «//devices». A continuación aparecerán los dispositivos ya conectados, así como los que están disponibles en red. En el apartado «Impresoras clásicas» se añaden las impresoras y, posteriormente, aparecerá un mensaje en el que confirmaremos que Cloud Print queda habilitado.

Con esto se asociará la cuenta de Google a Cloud Print. Y, cuando desees utilizarlo, solo será necesario gestionar los archivos desde la aplicación. Desde el mismo interfaz también puedes seleccionar el tamaño del papel, el número de copias, y otros elementos del formato.

Mopria

Esta aplicación ayuda a conectar tu móvil con una impresora por WiFi. Para que pueda funcionar, es necesario que el terminal sea Android y el periférico compatible con Mopria, algo que sucede si está desarrollado por los principales fabricantes.

La instalación es sencilla y, como ocurre en el caso anterior, solo será necesario agregar la impresora al terminal. Una vez que este la reconozca, la aplicación permitirá un sistema de gestión centralizado, así como imprimir directamente desde las apps más populares: Office Mobile, PDF Viewer, Gmail, etcétera.

AirPrint

En el caso de los dispositivos iOS, la aplicación más interesante es AirPrint. Viene instalada por defecto en las últimas actualizaciones, y también es compatible con los fabricantes más conocidos de impresoras. Para sacar las copias tan solo tienes que acceder a la opción «compartir» dentro de la fotografía o documento y seleccionar la acción Imprimir. A continuación, introduce la cantidad de copias y los detalles del formato antes de aceptar.

¿Cómo imprimir desde el teléfono paso a paso?

Como puedes imaginarte, el proceso exacto va a depender del sistema operativo del teléfono desde el que quieras imprimir, la aplicación que vayas a utilizar y la conexión disponible. Pero, por norma general, se deben cumplir los siguientes pasos.

Verificar que la impresora sea compatible

Como hemos indicado por encima en el apartado de las aplicaciones, para que un teléfono pueda conectarse de manera inalámbrica a una impresora es importante que el sistema operativo del primero sea compatible con el de la segunda. No suele haber problemas cuando trabajamos con impresoras de marcas reconocidas, pero para estar seguros es importante comprobar las especificaciones técnicas tanto del dispositivo de impresión como del sistema operativo.

Conectar móvil e impresora a la misma red WiFi

Esto no siempre es necesario, pero si no estás trabajando en la nube, este paso ayudará a los dos dispositivos a encontrarse y reconocerse. Según la tecnología de la impresora, es posible que esto solo sea necesario hasta que hayas realizado la instalación.

Abrir y compartir el archivo

Una vez hayas conectado el móvil y la impresora, solo será necesario abrir la aplicación donde esté guardado el archivo o la foto que queramos imprimir. Una vez dentro, selecciona la opción «Compartir», que suele estar representada por tres puntos en vertical o por un cuadrado con una flecha en su lado superior. El último paso antes de elegir el número de copias y las opciones de impresión es elegir «Imprimir» entre todas las alternativas.

Consejos para imprimir fotos y archivos desde un terminal móvil

Ahora que la parte logística está clara, es importante profundizar en algunos detalles para garantizar que la calidad de los trabajos se corresponde con las expectativas. Aunque utilizan tecnologías similares, el ordenador y el teléfono tienen algunas diferencias; y, si no se les presta atención, pueden suponer un obstáculo para conseguir los resultados deseados.

Comprobar la resolución que se va a utilizar para imprimir

Por norma general, los dispositivos móviles están diseñados para consumir la menor cantidad de datos posibles. Se paga por consumo de megas, así que parte del diseño de su software está preparado para ahorrar. Por eso, cuando compartimos archivos o imágenes, es muy probable que las compriman de manera automática.

Cuando imprimimos una instantánea, normalmente buscamos lo contrario: que esta tenga la mayor resolución posible para lograr un resultado nítido y fiel a la realidad. Por eso es importante que, antes de imprimir desde el teléfono, selecciones la resolución máxima. Es posible que la transmisión no se realice tan rápidamente, pero los resultados valdrán la pena.

Ajustar la imagen al resultado que se espera

Las imágenes que se suelen tomar desde los móviles a menudo tienen formato vertical. Esto es muy cómodo para verlas desde una pantalla o compartirlas en redes sociales, pero no suele ser la mejor opción cuando queremos imprimirla en papel. Los marcos de fotos estándar, los álbumes y otros soportes no tienen por qué coincidir necesariamente. Por eso, dedicar unos minutos a adaptar la imagen a cómo la queremos materializar nos ahorrará tiempo y cartuchos de tinta.

Aplicaciones que no permiten imprimir

Es posible que el contenido que se desee imprimir esté dentro de una aplicación que no nos permita esta opción. Esto es habitual en juegos, en redes sociales y en otros entornos normalmente relacionados con servicios. En ese caso, siempre puedes optar por la opción de hacer una captura de pantalla; eso sí, habrá que retocarla porque, en lugar de un documento, se estará imprimiendo una imagen de la interfaz con toda la información que aparezca en ella y en el mismo formato.

Problemas más habituales al imprimir desde el móvil

Por último, y tras haber analizado algunos detalles a tener en cuenta y con los que mejorar los resultados, es conveniente repasar los problemas más habituales que puedes encontrarte cuando quieres conectar la impresora con tu teléfono.

Impresora no disponible

Si una vez enviada la tarea aparece el mensaje «Impresora no disponible», el terminal estará indicando que no es capaz de conectar con el periférico. En este caso, es aconsejable confirmar que el dispositivo está encendido. Si lo está, reinícialo. Por lo general, suele ser suficiente para que el teléfono lo reconozca.

Conexión de red que falla

Para que los teléfonos puedan comunicarse con las impresoras, es necesario una tercera parte: la conexión de red. Cuando esta falla, es posible que la transmisión de datos también lo haga. Por eso, si el teléfono no encuentra el otro extremo, también puede deberse a que el WiFi esté dando problemas. En este caso, reinicia el router. Suele ser suficiente para que todo vuelva a funcionar.

Eliminar trabajos pendientes

En ocasiones, cuando envías varios trabajos a la cola de impresión, alguno de ellos se puede quedar paralizado. Esto evita que los siguientes sigan adelante. La manera más fácil de detectarlo es cuando el fichero aparece en estado «Imprimiendo» durante varios minutos. Para solucionarlo, solo es necesario que entres en el administrador de tareas de la impresora y elimines todos los trabajos pendientes.

El servicio de impresión no funciona

Un último error, pero no por ello menos habitual, consiste en que el servicio de impresión o la aplicación que se está utilizando para imprimir desde la nube de problemas. Esto puede deberse a que esté desactualizada o a que se haya borrado accidentalmente. Para solucionar el inconveniente solo será necesario que desinstales el programa de servicio de impresión y lo descargues de nuevo.

Como has visto, una vez que consigas conectar el teléfono al periférico, imprimir fotos con el móvil será algo instantáneo y muy sencillo. Para conseguir que las imágenes sean perfectas, utilizar una tinta de calidad es imprescindible. Por eso, en la Fábrica del Cartucho ofrecemos consumibles a la altura de las expectativas más altas, tanto de marca propia como de los principales fabricantes. Y además, para los clientes que buscan una opción económica y sostenible, podemos rellenar tus cartuchos.

franquicias de cartuchos baratas

Las 10 ventajas de abrir una tienda de La Fábrica del Cartucho en 2018

¿Estás pensando en abrir tu propio negocio de cartuchos de tinta? La Fábrica del Cartucho es de los modelos de negocio más rentables de 2018 y requiere poco dinero para empezar. Te contamos todas las ventajas de empezar con una franquicia de cartuchos de tinta, ¡emprende con éxito!

Beneficios y motivos para abrir una franquicia de reciclado de cartuchos de tinta y tóner

1. Uno de los mejores negocios de autoempleo

En vez de buscar trabajo, créalo. ¡Podrás ser tu propio jefe! Además, no existen cánones de entrada y la inversión inicial es mínima. Solo se necesita un local de entre 20 a 40 m2 situado en un núcleo urbano de más de 5.000 habitantes o en una zona con alta actividad comercial, ¿a qué esperas para unirte a La Fábrica del Cartucho?

2. Negocio rentable y en crecimiento

Las franquicias no solo siguen siendo uno de los modelos de negocio más rentables sino que también son los más sencillos de adoptar a la hora de emprender. El mercado de la impresión es un sector que aumentó en un 7% la venta de sistemas de impresión en España, ¡y sigue una evolución positiva!

3. Venta de producto de calidad y rotación

El reciclaje, el rellenado y el empaquetado propio de cartuchos de tinta permiten que La Fábrica del Cartucho sea un negocio en base a un producto muy competitivo, de calidad y que no pierde valor en el mercado a lo largo del tiempo.

franquicias baratas españa

4. Marketing

Desde la central nos encargamos de llevar a cabo acciones de publicidad continuamente y campañas promocionales para generar tráfico de clientes en la tienda, así como premiar y fidelizar a los clientes; regalo de una memoria USB por la compra de dos cartuchos, 2×1, etc. La Fábrica del Cartucho también está presente en las redes sociales y cuenta con una web enfocada al consumidor final: www.lafabricadelcartucho.com. Además, ponemos a disposición de cada tienda un comercial que se presentará a los negocios de tu zona de influencia, así como un equipo de soporte comercial y asesoramiento para la venta a empresas.

franquicias baratas con poca inversion

5. Punto de venta atractivo

Gracias al diseño llamativo de La Fábrica del Cartucho, se consigue un diseño funcional y organizado que se adapta a cada local: una imagen corporativa que atraerá visitantes.

el negocio más rentable de 2018

6. Formación

No pasa nada si no dominas la informática, los negocios o si ni siquiera sabes cómo funciona el mundo de la impresión. Gracias a un curso de formación y al soporte comercial continuo, te convertirás en un experto en tóneres y tinta. ¡Es muy fácil! Además, también contarás con un software que te ayudará en la gestión de tu empresa.

franquicia baratas

7. Amplio equipo comercial

Desde la central proporcionamos apoyo constante para que sigas creciendo. Un comercial te asesorará continuamente en tu actividad empresarial. Además, puedes disfrutar de centralización de servicios, financiación y apoyo comercial.

8. Software especializado

Un ordenador conectado a la máquina de recarga permite, gracias al software exclusivo para el proceso de reciclaje, realizar las recargas siguiendo unos sencillos pasos. Además, el programa registra en la nube diversos datos y la cantidad de recargas efectuadas para un mayor control.

9. Precios competitivos con margenes altos

La gran capacidad de compra y el poder de negociación de TICNOVA permiten comprar a los grandes fabricantes más barato y vender sin competencia. Es decir, ¡venderás más barato pero ganarás lo mismo!

10. Garantía del grupo TICNOVA

La Fábrica del Cartucho es la enseña especializada en la venta y recarga de cartuchos de tinta del grupo TICNOVA, el mayor grupo especializado en informática y electrónica de consumo de España, que cuenta con más de 500 puntos de venta y 35 años de historia. Además de La Fábrica, TICNOVA posee las franquicias BEEP, PCBOX, y OUTLET PC y las marcas propias de producto NETWAY e INNOBO.

franquicia definición

Su solidez y tamaño proporcionan relaciones comerciales directas con los principales grupos tecnológicos (HP, Brother, Canon, Epson, Ricoh, Samsung, Oki…) que se reflejan en mejores precios y condiciones óptimas. Además, Ticnova dispone de oficina propia en China.


Únete a la familia de La Fábrica del Cartucho

¡Ahora además con una oferta para nuevas tiendas! Pide información llamando al 977309114 o bien a través de este formulario en nuestra web.

 

Consulta todas las tiendas de La Fábrica del Cartucho, ¡la marea verde no para de crecer!

franquicias baratas españa

¿Dónde tirar o reciclar cartuchos de tinta o tóner?

Seguro que en más de una ocasión te has encontrado en la situación de que tu cartucho de tinta o tóner se ha terminado y no sabes qué hacer con éste. De hecho, cada año millones de cartuchos de tinta y tóner vacíos terminan en la basura, ya que solo el 30% de los usuarios recicla estos consumibles.

Estos cartuchos para impresora están compuestos de plásticos, metales conductores de electricidad y magnéticos. Además contiene tinta que, entre otros componentes, hacen que sean muy peligrosa para el medio ambiente. Debido a esto, necesitan ser destruidos o reciclados bajo los parámetros que exige la Ley española.

Por esta razón, antes de tirar cartuchos de tinta a la basura tenemos que considerar cuales son los efectos que puede causar a nuestro planeta y es por eso que La Fábrica del Cartucho es un punto de recogida de cartuchos de tinta y tóners, porque nos preocupamos por el medio ambiente.

¿Qué hago con los cartuchos de tinta y tóner vacíos y cómo los podemos reciclar o rellenar?

Tienes dos opciones:

  • Pues, una vez terminado tu cartucho de tinta / tóner, no lo tires: llévalo a tu Fábrica del Cartucho más cercana para reciclarlo y contribuir así a la protección del medio ambiente.
  • Por otro lado, si tu cartucho es rellenable puede tener una vida más larga. El cartucho de tinta negra, por ejemplo, puede ser rellenado entre 8 y 10 veces. En cambio, el cartucho de color, unas 5 veces aproximadamente. En La Fábrica del Cartucho hacemos el rellenado de cartuchos de tinta al instante. Estos cartuchos reciclados producen la misma calidad, tienen el mismo rendimiento que los nuevos y además puedes ahorrar hasta un 60% en los costes de impresión.

¿Cuáles son los cartuchos reciclados compatibles?

Los cartuchos que son compatibles con el sistema de rellenado son los que tienen el chip en el exterior, por lo que podrás reciclar cartuchos tinta de HP y Canon.

franquicias rentables

Efectos del reciclaje de cartuchos de tinta o tóner

A pesar de que cada vez son más las personas que se preocupan por cuidar el medio ambiente, debemos concienciarnos por completo de la necesidad de reciclar, en concreto los componentes altamente nocivos como lo son los cartuchos de impresora y dar pie a la economía circular.

¿Qué es la economía circular?

La economía circular consiste básicamente en reutilizar y reciclar lo que consumimos, reduciendo así la generación de residuos.

En resumen, al rellenar un cartucho de tinta, además de alargar su vida útil, reducimos la cantidad de residuos que generamos y  contribuimos a dejar un menor impacto ecológico, ya que el plástico de un cartucho de impresora necesita al menos 300 años para descomponerse y las sustancias contaminantes como la tinta pueden filtrarse a través de la tierra y llegar a ríos o lagos.

La Fábrica del Cartucho somos una de las empresas que reciclan cartuchos de tinta y tóner

Encuentra tu tienda más cercana para recargar tus cartuchos.

Consejos sobre los cartuchos de tinda

Todas las respuestas para tus cartuchos de tinta

¿Lo sabes todo sobre cartuchos de tinta? Desde La Fábrica del Cartucho nos hemos propuesto resolver todas tus dudas. Si tienes otra cuestión acerca de los cartuchos de tinta: ¡déjanosla en los comentarios!

¿Cómo rellenar o reciclar cartuchos de tinta?

Lo primero de todo es asegurarte de que tu cartucho esté en buen estado. Por eso aconsejamos que enseguida que se te acabe el cartucho lo traigas a nuestras tiendas para que te lo rellenemos. En la tienda testearemos tanto los inyectores como el chip electrónico para asegurarnos que el rellenado se lleva a cabo en perfectas condiciones. Lo más importante, no debemos dejar el cartucho acabado en un cajón, o en la impresora durante mucho tiempo, ya que es posible que se golpee el inyector, o que se seque demasiado.

¿Qué marcas hay de cartuchos de tinta?

  • HP
  • EPSON
  • CANON
  • BROTHER

¿Dónde tirar cartuchos de tinta?

Este componente de tu impresora es contaminante y por lo tanto se deben reciclar. Los puedes llevar a La Fábrica del Cartucho de tu ciudad o bien, llévalos a lugares como el Punto Limpio o Punto Verde de tu localidad, o a centros de reciclado.

 

¿Qué es el sistema de tinta continua?

Este sistema también conocido como inyección de tinta a granel o Bulk kit, simplemente se trata de la utilización de tanques recargables de tinta. Estos pueden ser recargados por el propio usuario y la posibilidad de ahorrar en impresión es su punto fuerte.

impresora-canon-con-sistema-de-tinta-continua

Cartuchos de tinta compatibles

También conocidos como cartuchos de tinta genéricos, son cartuchos que no pertenecen directamente a la marca de la impresora en cuestión.

Cartuchos de tinta más baratos

¿Qué cartuchos de tinta son mas baratos? Los cartuchos sin inyector son los  cartuchos más económicos ya que es la impresora quien lleva el inyector. Y también, en general, con los cartuchos de tinta compatibles podrás ahorrar un dinero.

Diferencia entre cartuchos de tinta y tóner

La diferencia principal es que la tinta se utiliza en impresoras de inyección de tinta y el tóner se usa en impresoras láser. También, se pueden diferenciar por su contenido: la tinta es líquida y el tóner es polvo. La duración de los tóneres es mayor, por eso están enfocados al sector profesional y no al doméstico. Hoy en día la tinta está evolucionando mucho y ya tenemos cartuchos de tinta que duran más de 1000 copias.

¿Qué es la tinta sólida?

La tinta sólida es similar en consistencia a la cera de las velas o ceras de colores.  Su impresión es por transferencia termal y utiliza barras sólidas de color. Pero… ¿Cómo funciona? Pues la tinta se calienta y en consecuencia se derrite,  alimentando así una cabeza de impresión. A su vez, distribuye la tinta en un tambor engrasado, por el cual pasa el papel y hace que la imagen se transfiera.

¿Por qué la tinta es tan cara?

La clave del precio está en  la tecnología, ya que un cartucho está compuesto de muchos componentes tanto electrónicos como de depósito, todo el proceso de innovación y desarrollo que se ha llevado a cabo en la propia tecnología de impresión, los soportes, la calidad de la misma…

Como mantener los cartuchos de tinta en buen estado

A veces, puedes encontrarte con una serie de problemas al imprimir y la causa puede hallarse en el cartucho de tinta. Puedes consultar algunos consejos clave en este post, así tu impresora de inyección de tinta durará más tiempo y imprimirás siempre con éxito.

cartrdige-534450_960_720

 

no imprime mi impresora

¿Por qué no imprime tu impresora?

Seguramente habrás oído la frase de “las impresoras huelen el miedo” y en más de una ocasión te has encontrado que tu impresora te ha dejado tirado en el peor momento. A continuación te ofreceremos una serie de consejos para que revises tu impresora y puedas solventar estos problemas.

¿Prestas atención a los posibles mensajes de error?

Si sabemos con seguridad que tenemos cartuchos con tinta y que no se han secado, lo más probable es que el problema lo tengamos en la propia impresora. La mayoría tiene un pequeño panel integrado donde se muestran los mensajes de error cuando estos ocurren, o bien estos se muestran en la propia pantalla del ordenador. Cuando te aparezca este mensaje, podrás buscar en el manual de la impresora o bien buscar una solución online en la web oficial de la marca.

Si no da ningún mensaje de error…

No está de más revisar la máquina para comprobar:

  • Posibles atascos de papel.
  • El cable de red esté bien insertado.
  • Los rodillos giren de forma correcta.
  • La cola de impresión: elimina los trabajos que están atascando los demás.

Si ningún paso de los anteriores no ha solucionado el problema, desinstala la impresora y vuelva a reinstalarla.

Soluciona los problemas en los cartuchos

Los fallos en la impresora suelen ser bastante evidentes, de este modo, si tu cartucho de tinta no imprime y el problema no se manifiesta de manera clara, es probable que el problema se encuentre en el mismo cartucho. Por lo tanto, revisa el estado de los cartuchos.

¿Has retirado la pegatina de protección?

Todos los cartuchos vienen con una pegatina de plástico que protege partes sensibles de este, y que hay que retirar antes de instalarlos. Asegúrate de hacerlo para que el cartucho funcione correctamente.

¿Cuánto hace que no limpias los cabezales?

Gran parte de las ocasiones en las que tenemos problemas al imprimir vienen ocasionadas porque los cabezales se han visto obstruidos con la propia tinta del cartucho. Esto no significa que el cartucho esté seco, pero sí puede que la tinta que se ha quedado en los cabezales se haya secado tras un periodo prolongado sin uso. Para evitar esto, realiza una limpieza de cabezales de vez en cuando para que la tinta no se seque y obstruya el cabezal.

mi impresora no imprime

Consejos para el mantenimiento de tu impresora

  • Evita que se sequen los cabezales de las impresoras de tinta de inyección imprimiendo una vez por semana.
  • Cuidado si usas la calefacción o el aire acondicionado en el lugar donde imprimes, ya que la temperatura ideal serían unos 20º.
  • No manipules la parte eléctrica: es una parte muy delicada que tienen los cartuchos y podría estropear el circuito.
  • Verifica que el papel esté bien colocado para que no haya atascos.